Kiosko / Aleatoria.

‘Soul’, una carta de amor

¡Corte y queda!

MARA GÜERECA, , actualizada 08:59 🕚

La nueva apuesta de Pixar es una carta de amor a los adultos que han olvidado vivir, que necesitan despertar. La llamaron ‘Soul’.

Esta cinta animada del estudio de Disney ha estado en boca de todos desde su estreno el pasado 25 de diciembre. ¿La razón? El frío, duro y necesario mensaje que da a su público.

Si bien atrapa a los más pequeños con los simples. pero llamativos personajes y escenarios, la película resulta una cachetada con guante blanco para el adulto. ¿Qué adulto? Ese que vive por vivir, el que se olvidó de maravillarse con los amaneceres o su platillo favorito, el que trata de encontrar un propósito en un alma vacía.

Estrenada directamente en la plataforma Disney +, ‘Soul’ presenta a Joe Gadner, un maestro de música que soñaba con triunfar en los escenarios musicales y cuando consigue su primera oportunidad, un accidente lo hace despertar en una escalera eléctrica rumbo al más allá.

Rehusándose a la muerte, en un intento por regresar a su cuerpo conoce a 22, un alma joven que lleva siglos tratando de descubrir su propósito para poder tomar su lugar en la Tierra.

Es así como ambos emprenden una aventura de otro mundo en la que se verán obligados a reencontrarse consigo mismos y darse una nueva oportunidad para aprender a vivir y encontrar su “chispa”.

/media/top5/SOUL.jpg

Es imposible no sentirse identificados con esta historia tan humana que solo podían lograr el veterano Pete Docter, conocido por su trabajo en cintas como ‘Intensamente’ y ‘Up, una aventura de altura’, junto al codirector debutante Kemp Powers.

Engancha. Entristece. Invita a reflexionar. Invita a soñar a partir de los zapatos de un hombre soltero, cuarentón, frustrado por su nulo éxito, por ver sus anhelos esfumarse y tener un trabajo que no lo llena. Que arroje la primera piedra el que no se haya sentido así en algún momento de su vida.

‘Soul’ habla de la muerte y del sentido de la vida, pero el resultado no habría sido posible sin la música de Trent Reznor y Atticus Ross, creadores de esta banda sonora original que acompaña a increíbles escenas que recrean un clásico Nueva York, sin pasar por alto el toque especial que le da el músico de jazz Jon Batiste.

¿Es uno de los mejores filmes que nos dejó el 2020? Sí, sin dudarlo. ¿Era necesaria? Por supuesto. Pero no por eso será el mejor de Pixar hasta el momento. También tiene sus fallas.

En ciertos momentos se pierde la conexión, extienden demasiado el problema principal y tratan de salvarlo con toques humorísticos, pero no sobresalientes. Y a simple vista, la fuerza radica en el mensaje, no en los personajes, así que estoy segura que habrá quienes olviden hasta los nombres de Joe y 22, pues en esta ocasión no nos regalaron a alguien digno de guardar en el corazón como lo sería un Buzz Light Year, un Woody, un Nemo, una Dory, un Remmy, un Rayo McQueen o un Mike Wazowski, por mencionar algunos.

Insisto, su estrella es la historia y lo que invita a reflexionar. Aun así no deja de ser una joyita que pasará a la lista de clásicos de Pixar. Si no han tenido oportunidad de verla, tómense su tiempo. Vale la pena.

Así es como inicio mi 2021, hablando de lo que me apasiona, desde la perspectiva de una simple cinéfila, amante de los tacos, de la música y las malas decisiones. Así es como regreso a El Siglo de Durango que por años fue mi casa. Gracias a su director Jorge Pérez Arellano por la oportunidad y a mi nueva editora Daniela Almaguer y al editor web Yair López por su apoyo.

Señores, estoy de vuelta.

/media/top5/MARAX.jpg

Twitter: @maraguereca

Kiosko, Corte y queda, Soul

Noticias relacionadas

Comentarios

Identificarse con

Facebook Google

Hola

aún no hay comentarios

Noticias más leídas

Noticias recientes

Más notas de Kiosko